domingo, 21 de diciembre de 2008

32356

Repito el título de las entradas que escribí los dos años anteriores en mi otra vida en fecha similar. En aquellas entradas manifestaba mi total convicción de que dicho número iba a resultar premiado con el Gordo. Por los caprichos del destino no fue así. Encajé muy mal dichos reveses. Y me hicieron reflexionar.

Todos los amigos de la cuadrilla del secarral jugamos el mismo número. Dicho número es el que vende Miguel en su bar desde tiempo inmemorial, número al que es abonado. Nunca toca. No ya en Navidad. Nunca. Siempre pensamos que hay una confabulación judeo masónica entre los Niños de San Ildefonso en contra de nuestro número y no lo meten en el bombo. Miguel ha sido comisionado infinidad de veces a comprobar, como hacen muchos, si el número está en los hilos antes del sorteo pero no nos ha hecho ni pastelero caso. –Hombres de poca fe- siempre repite-no seáis desconfiados que este año toca. Este año sí.

Y nunca toca. Nunca. Y no puede ser que la culpa sea siempre de los demás o de la mala suerte o del mal fario o del mal ojo. Y me quedé pensando. Y una tarde que estaba aburrido empecé a contar: uno, dos, tres, cuatro…Y cuando llegué al treinta y dos mil trescientos cincuenta y cinco comprobé horrorizado que pasaba directamente al treinta y dos mil trescientos cincuenta y siete. Y entonces lo comprendí todo. Miguel, el 32356 es un número que no existe. ¡No existe! ¿Cómo nos va a tocar? ¡Es imposible! ¡Cambia de número, Miguel, por favor! ¡Cambia de número!

9 comentarios:

3'14 dijo...

Pues mis deseos para que os toque, y si asi es, también espero que te acuerdes de los que te enviaron buenas intenciones :)

Toupeiro dijo...

Si en la lotería la suerte os vuelve a esquivar que os acompañe la salud que es más importante; eso decimos los pobres.

SisterBoy dijo...

Ni se les ocurra cambiar de nombre. NI-SE-LES-OCURRA. Ya se quedan con ese hasta el fin de sus días. Las consecuencias de cambiar de número y que luego resulte que sale son incalculables.

Juan Rodríguez Millán dijo...

Estoy con SisterBoy. Como cambiéis de número estáis retando a todo el equilibrio cósmico y el 32356 aparecerá en vuestras vidas de innumerables formas... y una de ellas será con el premio del Gordo de Navidad sin duda...

El Impenitente dijo...

32356.

Y el Gordo ha salido el 32365.

Díganme ustedes si no es para echarse a llorar.

SisterBoy dijo...

Como se te ocurra cambiar de número te juro que me haré yo con un décimo y cuando salga me gastaré el dinero en hacer mofa y befa de tí.

El Impenitente dijo...

Parte de la diversión navideña consiste en recriminarle a Miguel que nunca nos toque la lotería.

El año que viene prometo una entrada con el mismo título.

Y si quieres un décimo, Sisterboy, yo te consigo uno con ese número. No te va tocar, pero bueno.

SisterBoy dijo...

Jamas compro número terminados en par pero de eso ya hablaré el año que viene

3'14 dijo...

Que fuerte, que fuerte, que fuerte! Pero mira el lado positivo, cada año estais más cerca :)